Accent Social als Corporate Games Terrassa 2019
Accent Social participa en los Corporate Games de Terrassa con entidades del tercer sector
24 septiembre, 2019
Mostrar todo

El modelo Buurtzorg: Accent Social intercambia experiencias con la entidad holandesa que ha revolucionado la asistencia domiciliaria en los últimos 10 años

Model Buurtzorg Accent Social Barcelona 3

¿Qué es el modelo Buurtzorg, referente para los servicios de atención domiciliaria a las personas?

Los servicios de atención domiciliaria son un conjunto organizado de recursos y acciones dirigidas a las personas que, por razón de edad, dependencia o discapacidad tienen limitada la autonomía para realizar las actividades básicas de la vida diaria o requieren atención permanente y a distancia.

Las actividades básicas de la vida diaria que de forma generalizada se estipulan en los servicios de atención a domicilios son, por ejemplo, hacer la comida, la limpieza del hogar, hacer la cama, lavar la ropa o cuidar la higiene, vestir y desvestir, entre otros.

En cambio, otros aspectos que tienen que ver con el trato específico y directo de la persona usuaria no son requerimientos obligados sino que corren a cargo de la familia o de la entidad gestora del servicio de atención domiciliaria.

En este sentido, se trata de poner en el centro a cada una de las personas usuarias, conociendo sus deseos y la manera en que le gustan las cosas, acompañándola en los recuerdos, haciéndola sentir valorada, apreciada, sabiendo sus gustos, reconociendo cuál es el entorno social que la hace sentir bien…

En definitiva, una atención con una mirada global que da una respuesta directa y personal a las necesidades de la persona.

Por otra parte, la persona que atiende a los domicilios, el trabajador/a familiar da una atención polivalente, realizando funciones de carácter preventivo, educativo, asistencial y sociabilizador y, por tanto, puede desempeñar un papel social muy importante en el hecho de visibilizar y compartir las necesidades de la persona usuaria, más allá de atender las actividades básicas.

 

EL MODELO BUURTZORG

Es a partir de estas dos perspectivas, cuando Accent Social quiere enriquecer los procesos de la atención centrada en la persona y conocer la metodología de otros sistemas internacionales referentes en el sector, que compartan esta visión y que se hallen implementando proyectos, para poder aplicarlos a Cataluña en la medida de lo posible.

Es en este sentido que, a principios de año, Accent Social tuvo un primer contacto con el modelo Buurtzorg, un modelo que ha revolucionado la atención domiciliaria en Holanda durante los últimos 10 años.

El modelo Buurtzorg es el que el Ayuntamiento de Barcelona tomó como referente para desarrollar los programas piloto del SAD (Servicio de Atención Domiciliaria): las superislas sociales (“superilles socials”).

Y ahora, este mes de septiembre pasado, recibimos la visita en Accent Social de Gertje van Roessel, de la entidad holandesa Buurtzorg, para compartir en persona sus experiencias y conocimiento. El encuentro permitió intercambiar visiones comunes y con perspectivas de futuro, de cara al piloto de las superislas sociales del Ayuntamiento de Barcelona, así como su aplicabilidad en otros servicios.

 

CARACTERÍSTICAS DEL MODELO BUURTZORG

Queremos destacar a propósito de estos puntos del modelo Buurtzorg, enumerados a continuación, que este modelo supone un win-win entre la plantilla trabajadora y las personas atendidas: todas resultan beneficiadas. Y que, sin el bienestar de ambas partes, es más difícil cumplir con las expectativas.

Destaquem:

  • Es indispensable la visión de poder dedicar el máximo tiempo posible en la atención directa a las personas. Por lo tanto, es importante conocer la persona, lo que necesita, cuál es su historia, cuál es su entorno… antes de proporcionar soluciones formales.
  • Los equipos de trabajo tienen independencia en la toma de decisiones y, al mismo tiempo, buena coordinación con el equipo de la oficina central.
  • El equipo que atiende a la persona usuaria tiene formación en enfermería y, por tanto, se integran los servicios de enfermería y de atención personal a domicilio.
  • Entre 10 y 12 profesionales trabajan con vecindarios de entre 5.000 y 10.000 personas. Trabajan juntos, conectados con su entorno y logrando soluciones completas, adaptadas a las necesidades locales.
  • Dedican mucho tiempo a trabajar las relaciones dentro del equipo de trabajo, generando relaciones de confianza.

 

En definitiva, es un modelo muy interesante para coger perspectiva y seguir avanzando en un servicio de calidad y con todas las garantías para el bienestar del equipo profesional y para la atención y el trato directo con la persona usuaria.